fbpx

 
En tiempos de recesión, recortes sociales y salariales y subida de paro, las buenas noticias escasean. Pero los ciudadanos que estén a punto de revisar su hipoteca al menos se verán algo aliviados con la bajada del euríbor. La bajada de los tipos de interés y, según los analistas, la perspectiva de que el Banco Central Europeo vuelva a rebajarlos, han llevado a este índice que condiciona las hipotecas de los europeos a su nivel más bajo desde que empezara a cotizar en 1999.
Por primera vez desde entonces, esta semana la tasa diaria del euríbor se ha situado por debajo del 1%. Con los datos disponibles, cabe calcular que el índice mensual cerrará julio en el 1,062% (a falta de que los datos de las últimas dos sesiones confirmen la última milésima), lo cual supone que las hipotecas con una duración más larga se beneficiarán de una rebaja de hasta el 20,5%.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *